Doctora Ilusión, yo tengo tres años de casada, tengo tres niños dos chicas de 2 1/2 años (Gemelas) y un varón 17 meses. A mi esposo lo conocí en la iglesia mi noviazgo fue puro y bello. Mi boda fue bella, pero él hace un año se retiro de la iglesia y hoy en la madrugada me dijo que no me quería y que no deseaba nada conmigo. Yo lo amo y no quiero que mi matrimonio se destruya ¿que hago? el se va ir de la casa.

RESPUESTA:

Estimada amiga:

Saludos y gracias por enviarnos tu pregunta. Me imagino que estas muy angustiada y destrozada al enterarte que tu esposo no te ama y quiere terminar con el matrimonio de ustedes y a la vez con el hogar de tus hijos. De verdad créeme que lo lamento mucho.

El que nos menciones que él haya abandonado la iglesia es un acto significativo, que me imagino fue uno de los factores que provoco el cambio en él y también en la relación. Si se conocieron en la iglesia es porque la religión jugaba un papel importante en la vida de ambos. Es lógico que al no compartir la religión, la cual supongo es muy valiosa para ti, haya surgido estrés y tensión en la relación.

Las palabras de él, aparte de ser directas y ciertas, son fuertes e hirientes. Si él esta decidido a irse de la casa, es porque la situación entre ustedes después de lo que te dijo parece insoportable. Tu estas muy preocupada porque lo amas y no quieres que tu matrimonio se destruya. Sin embargo, no podemos forzar a nadie que nos ame y que permanezca a nuestro lado. El cónyuge tiene que acceder a tratar de recuperar el amor que algún día sintió y comprometerse a mejorar la relación por el bien de todos, incluyendo o especialmente por lo hijos.

Si no lo haz hecho ya, yo te aconsejo que hables tranquilamente con él, y dile cuanto lo amas y que te gustaría que el matrimonio de ustedes perdurara como se juraron en la iglesia. Dile que entiendes que el no te ama y que no quiere nada contigo, pero ambos pueden tratar de que el amor resurja y trabajar en fortalecer la relación; pregúntale si hay algo que puedes hacer para que cambien de parecer en cuanto a irse de la casa. Es muy posible que él este decido y quiera terminar con todo, pero dile que lo piense por lo menos. Si después de esta conversación, él se marcha, déjalo ir tranquilamente. Aunque la posibilidad es nula, puede que al estar lejos de ustedes, recapacite y quiera volver a recuperarlo todo.

Durante esta etapa difícil, yo te recomiendo que te apoyes en tu familia y en tu religión pues estas serán útiles para enfrentar lo que te espera que bien puede ser el fin de tu matrimonio. Te deseamos mucha suerte.


Muy atentamente,


Dra. Ilusión